jueves, septiembre 18, 2008

Cumbia Vives


"... ¿Qué es la cumbia? La cumbia es el blues nuestro, el blues que nace en el río Magdalena, que es nuestro Mississippi. Ahí llegaron los esclavos africanos pero también había indios.
Hay que aclarar este concepto, lo bacano de la cumbia es que conecta todo porque la cumbia está en el Caribe, pero, en su origen, conecta también al Caribe con los Andes. Es decir, el esclavo en nuestro Caribe fue tanto negro como indio, entonces la esencia está ahí. No lo estoy inventando yo. Lo dijo José Barros, y yo le creí, aun cuando al principio no lo entendí, lo mismo que al maestro Guillermo Abadía. No los entendía al principio sino cuando me puse a trabajar. Allí entendí..."


Tomado de: "Por debajo todas las raíces del árbol están conectadas"
Entrevista con Carlos Vives
Por Alberto Abello Vives

La Cumbia es Contagiosa

El Antropólogo Nestor García Canclini, un teórico de la cultura popular hispanoamericana, también habla del poder de contagioso de la Cumbia Colombiana:


"... Podemos tomar el caso, por ejemplo, de la cumbia villera en Argentina. Cabría quizá una explicación etnomusicológica para analizar este extraño éxito de la forma musical de la cumbia.


En Colombia, de donde es originaria, desde hace dos décadas ya no es el ritmo predominante. Sin embargo la encontramos diseminada por todo el continente, desde el norte de México hasta Argentina, adoptando formas locales pero con un éxito en cada caso extraordinario, que hace pensar en algún resorte estilístico y emocional contagioso.


Sospecho que tiene que ver con formas de transgresión, con la puesta en escena de lo popular como guiño, como diciendo «Miren, acá está lo que ustedes descalifican»..."

Tenga cuidado con el contagio... No Baile ni escuche Cumbia... porque... La Cumbia es Transgresión... La Cumbia es Resistencia...


La Cumbia y la Piel Morena

Husmeando en Internet encontré este texto de Daniel Persson, un joven de madre colombiana que nació en Suecia y viene a Colombia en busca de sus raíces, estos son algunos fragmentos de sus reflexiones:


"... Aquí en Bogotá, ciudad situada a 2600 metros de altura y con una población de ocho millones de habitantes, he llegado en una misión que yo mismo he bautizado como, la casa de mis raíces. Eso de buscar las raíces es algo que uno escucha con frecuencia entre los jóvenes suecos, más que todo entre los jóvenes adoptivos. Yo comparto la inquietud con ellos, aunque mi caso no deja de ser diferente; yo he vivido casi toda mi vida en Suecia y mi papá es gotemburgués pero, mi mamá es colombiana y este es el motivo que me trajo a Colombia, ya que en parte soy colombiano.


Pero en el mismo instante en que hago esta reflexión, siento una voz interior que me dice: ¡Pero sí, tú eres sueco Daniel Persson! Y claro, como no voy a ser sueco, si nací en el hospital de Danderyd, me comunico en sueco con los amigos de mi infancia en Solna, uso “rapé” el tabaco típico sueco, tengo un apartamento en una zona residencial en el centro de Estocolmo y hasta miro el popular programa de tv de canciones populares suecas en el parque de Skansen. Y la razón es simple, yo no siento que encaje en ese contexto, y posiblemente tampoco en el barrio donde vivo, donde los únicos de piel morena y de pelo negro somos el dueño de la pizzería y yo.


En cambio, en una ciudad tan grande como Bogotá, la mayoría de la gente tiene la piel morena y los ojos cafés, siento que paso desapercibido. Al menos esa es mi primera impresión, aunque según mis primos que siguen con interés la casa de mis raíces; hay algo en mi vestimenta y en mi manera de hablar que revela que algo me falta para ser colombiano autóctono.
No sé que tan colombiano me sentiré más adelante, por el momento me voy a un curso para aprender a bailar cumbia, la más colombiana de todas las danzas.

Cumbia, oye mi cumbia,
rincón de amor
del Magdalena.
Que me dé el sol,
esta es mi tierra.

Eres tú, rincón de amor,
bella región
esta es mi historia,
esta eres tú
mi Magdalena,
esta eres tú
mi Magdalena..."



No hay duda que Daniel Persson ha encontrado el camino para encontrarse con Colombia: ¡Bailar Cumbia!

Leer completo EN BUSCA DE MIS RAICES